El pacto mudo con Morfeo

De mudo y tácito acuerdo, como dos viejos conocidos que respetan sus gestos, sus manías, sus tiempos propios y muertos, da dos golpes secos. Abro la puerta, invito a pasar con una leve inclinación de testa y un ademán de camaradería. Responde tocando el ala de su sombrero, como tararease “La Pradera”, y se adentra. Y espera en el ángulo del sofá sin prisa alguna. De cuando en cuando se acerca, se asoma por encima del hombro, curiosea. De repente un arrebato le alcanza y me zarandea, danzando conmigo por la pequeña estancia que hace las veces de estar, de comedor, de salón, de “todo un poco”. De otro cuando me abraza por la espalda y me susurra que es tarde…

Hasta que se cansa, baja a la calle y desaparece, dejándome las llaves del reino onírico sobre la mesa…por si acaso yo voy antes…él ya volverá…

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Cortos:relato exprés. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a El pacto mudo con Morfeo

  1. Pingback: En este silencio de horas muertas… « Rqgb´s point of view

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s