Mercado de odios y valores

No perdono a Vicent ningún domingo, sea la hora que sea. Hoy comienza con “…un catálogo de odios humanos según el grado de su refinamiento y perfidia…“, que traslado a la vida real, porque en nuestro mundo sanitario tan competitivo, ese odio es similar al que él establece “entre poetas, artistas y escritores, que va desde el pellizco de monja a la insidia más ruin. Ese odio suele ser, a veces, tan melifluo que es difícil distinguirlo de la envidia. El odio libera, pero la envidia ata. Por eso su mezcla es explosiva. La envidia es el único vicio que no produce placer.” ¡Cuánta verdad! “(…) La calumnia y la puñalada por la espalda son los remedios clásicos, que el portador de ese gen utiliza para sacudirse de encima el sufrimiento por el bien ajeno. Sólo las personas que no conocen la envidia son realmente libres. Estar siempre dispuesto a alegrarse por el éxito de un amigo, no experimentar un secreto regocijo ante cualquiera de sus fracasos constituye una cumbre del espíritu, que no es diferente de la dicha de vivir, un don que el estómago agradece con digestiones felices y el cerebro con sueños profundos y sosegados.”

Qué difícil caminar por el campo de batalla, qué complicado hacerse entender, luchar por los ideales tratando de convencer además a quienes te rodean que no existe más fin que ese mismo: aquello por lo que crees…¿es que también se ha devaluado el altruismo?

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Otro enfoque de la medicina. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Mercado de odios y valores

  1. otro amigo d los tantos q tienes... dijo:

    Raquel…lo tuyo es una causa perdida. Y creo q a stas alturas d la película, ya lo sabes. Hay muy pocos como tú, muy poquitos, q hacen las cosas xq realmente creen q deben hacerlas, q quieren hacerlas, xq no conciben otra forma de seguir adelante, d luchar x lo q creen. Y eso es admirable a la vez q estóico, xq la única compañera de viaje q vas a encontrar en esa ardua batalla es la soledad. Siento decírtelo. Y, al mismo tiempo, aunq t parezca una contradicción, te animo a q no decaigas, para q los demás sigamos creyendo q exist gente en el mundo así, altruista y libre, muy libre, realmente libre. Te sigo leyendo…
    Gracias por no dejar d escribir

  2. Juana dijo:

    “Si la vida no está llena de energía,
    de pasión, de algo que se encienda interiormente, que nos mueva desde
    el corazón, la vida pierde su sentido. ”

    Carvajal

    Es que algunos han perdido la pasión por su profesión y, también la pasión por la vida.
    No hay que prestarles mucha atención, son solo como moscas molestas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s