En off

La historia se repite…

Y mientras la leo de su puño y letra, sobrecogida, cierro los ojos y esbozo la escena, destilando incluso los ocres de ese otoño prolongado, a media tarde, reviviendo tantos segundos de tiempos pasados, agolpados, de repente, en cada mella del calabozo azotando el tronco marchito.

Quisiera aliviar, pero no puedo…

Quisiera abrazar, pero no llego…

Quisiera cambiar el curso de los acontecimientos, tan imposible que la misma angustia de la impotencia me devuelve a lo absurdo de nuestra profesión, más aún cuando alcanza a los propios…

Quisiera creer pero…los milagros no existen…

Esta entrada fue publicada en Family, Inside, Reflexiones y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s