Palabras necias

Y de repente entendí que no tenía sentido, que no podemos esperar aquello que el otro implicado jamás hará, que sin duda, lo más inteligente siempre es adaptarse…

Las palabras necias, las barre el viento hacia poniente, son vocablos vacuos, devaluados, aunque en su momento tuvieran valor, ya no valen la pena, pues cada nueva que pronunciemos arrebatará su lugar y su memoria, intercambiándose por otra más merecedora, suplantándolas no necesariamente por su intensidad o su profundidad, sino por el mero hecho de haberla pronunciado y las consecuencias que se derivan…

Preferiríamos no haber oído o no haber vivido determinadas situaciones que generan epicentros potenciales, pero nunca hay retroceso, todo es un incansable trayecto hacia delante, y en éste, lo más sensato es sentir en la piel del contrario y entender lo que ellos mismos no son capaces de comprender…

Esta entrada fue publicada en Comentarios de la realidad, Inside, Reflexiones y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s